elperiodigolf.madridiario.es

Necesita ser jugador de derecho de la PGA

DeChambeau suena ya para la Ryder Cup pero, de momento, es más un sueño que una realidad

DeChambeau suena ya para la Ryder Cup pero, de momento, es más un sueño que una realidad

lunes 25 de abril de 2016, 12:50h

Tras su primera aparición como jugador profesional en el circuito de la PGA tras el Masters de Augusta, el joven Bryson DeChambeau saltó a todas las portadas de los periódicos, sobre todo tras su excelente cuarta posición en el RBC Heritage de Hilton Head. Y las palabras que más salían asociadas a su nombre no eran otras que las de Ryder Cup.

Sin embargo, esta semana las cosas se han enfriado Bastante después de que en el Valero Texas Open las cosas no le fueran tan bien y fallara el corte.

Una semana antes, DeChambeau firmaba una última vuelta de 68 golpes que jugaba como invitado tras el Masters, intentando demostrar su enorme calidad con títulos en su bolsa de la calidad del Amateur Championship de EE.UU. o de campeón Nacional de la NCAA.

Tras esa cuarta plaza, los aficionados estadounidenses corrieron a mirar el puesto de DeChambeu en la lista de la Ryder Cup y vieron que no aparecía por ninguna parte. Y la razón er sencilla: cada jugador del PGA Tour recibe por cada 1.000 dólares ganados 1 punto para dicha clasificación en todos y cada uno de los torneos del PGA, por lo que tras sus ganancias en el RBC Heritage DeChambau debería haber aparecido en el puesto 74 de la lista.

Pero para que eso suceda los jugadores elegibles deben de tener la categoría A-3 como miembro de la PGA. Una categoría que tienen los jugadores exentos del PGA, el Champions Tour el Nationwide TOUR y el Futures Tour.

Dechambeu está jugando torneos de la PGA con invitaciones y esta semana gracias a su cuarta plaza la semana pasada, lo que significa que en ningún caso puede tener ni optar a tener esa categoría de A-3. Algo que podría suceder si Dechambeu consigue en esos torneos de los que va a recibir invitación los puntos mínimos necesarios para la FeDex Cup, en total 361. Ahora sólo tiene 123, logrados tras conseguir 259.600 dólares en su primera participación profesional.

DeChambeau tiene aún seis invitaciones de los patrocinadores a su disposición para conseguir sus objetivos y con ellas deberá lograr la tarjeta, algo que ya hizo Jordan Spieth en 2013. Y es que Speith había conseguido un estatus temporal en marzo del 2013, algo que solucionó después de ganar el John Deere Classic en julio de 2013 consiguiendo ese status de A-3 antes del Campeonato de la PGA de 2013. Fue entonces cuando Spieth pasó a sumar puntos para poder entrar en el equipo de la Ryder Cup de EE.UU. de 2014, clasificándose finalmente en el puesto número 7.

De momento, DeChambeu tiene en suspenso, hasta que no sea miembro de la PGA sus puntos de la Ryder Cup y parece que tras su corte fallado esta semana en Texas los ánimos y las expectativas se han calmado un poco.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios