elperiodigolf.madridiario.es

Versiones más rápidas

Los Porsche Boxster y Cayman se disfrazan de GTS

Por Florentino García
miércoles 14 de mayo de 2014, 10:36h

La firma de Stuttgart acaba de poner a la venta en el mercado español las versiones más rápidas de los dos Porsche con motor central, el Boxster GTS y el Cayman GTS, modelos que tuvieron su puesta de largo el pasado 20 de abril con motivo del Auto China de Pekín. Desarrollados a partir del Boxster S y del Cayman S, a los que supera en quince caballos de potencia, son claros merecedores de las siglas GTS (Gran Turismo Sport) por rendimiento y estética. Una denominación que la firma alemana introdujo por primera vez en 1963 con el legendario 904 Carrera GTS, un coche de competición que también fue homologado para su uso diario.

El precio final en España del Boxster GTS será de 81.039 euros. Y debido al actual sistema impositivo español, la nueva variante equipado opcionalmente con transmisión de doble embrague PDK, tendrá un precio final de 81.160 euros, tan sólo 121 euros más que el Boxster GTS de serie. Y lo mismo ocurre con el precio final del Cayman GTS, que será de 85.383 euros y, equipado opcionalmente con transmisión de doble embrague PDK, tendrá un precio final de 85.344 euros, es decir, 39 euros menos que el Cayman GTS de serie.

Los dos Porsche deportivos con motor central más potentes y rápidos están preparados y a punto de arrancar. Con motores mejorados y un excelente chasis con Gestión Activa de la Suspensión Porsche (PASM), el Boxster GTS y el Cayman GTS establecen nuevas referencias en deportividad dentro de su segmento. Un nuevo frontal, con faros bixenón con acabado en color negro que incorporan de serie el Sistema de Luz Dinámica Porsche (PDLS), y una trasera modificada, junto a las letras en negro brillante del exterior, son las sutiles pero inconfundibles características de los dos nuevos modelos altos de gama. Con el nombre lo dice todo: en Porsche "GTS" significa Gran Turismo Sport, siglas que aportan un rendimiento extraordinario ya desde los tiempos del legendario 904 Carrera GTS de 1963. Y con estos nuevos biplaza, la firma alemana reafirma su compromiso de realizar auténticos deportivos, tanto para su utilización en circuitos como para el uso diario.

Los motores bóxer de seis cilindros montados en los nuevos modelos están basados en el propulsor de 3.4 litros que llevan el Boxster S y el Cayman S, respectivamente. Pero gracias a la optimización de la puesta a punto, cuentan con 15 caballos adicionales, lo que significa que el Boxster GTS ahora tiene 330 caballos, mientras que el Cayman GTS desarrolla 340 caballos de potencia. El par también ha aumentado en 10 Nm para cada vehículo. Además, el paquete Sport Chrono viene de serie en ambos deportivos de motor central. Con todo ello, más la transmisión opcional de doble embrague Doppelkupplungsgetriebe (PDK) y el botón Sport Plus activado, el Boxster GTS acelera de 0 a 100 km/h en 4,7 segundos, una dato que en el Cayman GTS es incluso una décima de segundo mejor. Ambos vehículos establecen, además, otros nuevos valores de referencia.

Por lo que respecta a la velocidad máxima, medida con la caja de cambios manual de seis velocidades que llevan de serie, el Boxster es el primero de los nuevos roadsters premium en superar la marca de los 280 km/h, concretamente alcanza 281 km/h. Con sus 285 km/h, el Cayman es aún más rápido. También son los dos primeros biplazas Porsche de motor central que cumplen la normativa Euro 6 y, con los estándares de medición que exige esta directiva, logran un consumo medio de 8,2 l/100 km, equipados con la transmisión PDK (9,0 l/100 km con cambio manual). El Boxster GTS y el Cayman GTS combinan las mejores cualidades dinámicas típicas de cualquier Porsche, con un excelente confort de marcha y varias características exclusivas.

Por ejemplo, la combinación del PASM y del paquete Sport Chrono en el equipamiento de serie permite al conductor elegir entre una deportividad progresiva o un confort para trayectos largos con sólo pulsar un botón. Los neumáticos de medidas 235/35 delante y 265/35 detrás, montados sobre llantas Carrera S de 20 pulgadas, consiguen la perfecta puesta a punto para ambos. Y los dos nuevos modelos disponen de asientos deportivos e interiores de cuero como equipamiento de serie. Igual que otros GTS de Porsche se completan con varios detalles en alcántara.

Con estas dos incorporaciones, Porsche amplía ahora el principio GTS al Boxster y al Cayman. Igual que el Cayenne GTS y el Panamera GTS, son automóviles extremadamente deportivos, que ofrecen un dinamismo superior en su segmento. Esta combinación de letras surge a partir del 904 Carrera GTS, un automóvil de competición de 1963, que también podía matricularse para su uso en carretera. En los años 80 y 90 del pasado siglo, el 924 GTS y el 928 GTS cultivaron este mismo principio, que volvió a nacer en 2007, primero con el Cayenne GTS y posteriormente con el 911 y el Panamera.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios