elperiodigolf.madridiario.es

Maserati Quattroporte Diesel, bajo la sombra del Cavallino

Por Gaceta del Motor
martes 06 de mayo de 2014, 07:56h
La familia del modelo Quattroporte crece con la incorporación de una variante animada con un motor de ciclo Diesel. Producido por VM Motori y desarrollado por Paolo Martinelli, ex-jefe de motores de la Scuderia Ferrari Fórmula 1, se trata de un turbodiesel con seis cilindros en V, 2.987 centímetros cúbicos y 275 caballos de potencia y un impresionante par máximo de 600 Nm que le garantizan una aceleración de 0 a 100 km/h en tan sólo 6,4 segundos.
  • Maserati Quattroporte Diesel

    Maserati Quattroporte Diesel

  • Maserati Quattroporte Diesel

    Maserati Quattroporte Diesel

  • Maserati Quattroporte Diesel

    Maserati Quattroporte Diesel

  • Maserati Quattroporte Diesel

    Maserati Quattroporte Diesel

Esta nueva mecánica se une a un modelo que fue presentado por primera vez, en su sexta generación, el pasado mes de Septiembre con ocasión del Salón del Automóvil de Frankfurt. Con 5,26 metros de longitud, hasta ahora el buque insignia de la marca del tridente, estaba presente con una oferta de dos motores alimentados con gasolina. Un V8 de 3,8 litros y 530 CV y un V6 de 3,0 litros y 409 CV. En ambos casos diseñados por Maserati Powertrain, fabricados por Ferrari y que van asociados a una caja de cambios automática de ocho velocidades de ZF y un sistema de tracción trasera. Y solo motor de gasolina de 409 caballos puede tener un sistema de tracción total. Ahora, la nueva variante Diesel que se pone a la venta este mismo mes de mayo, tendrá un precio de 107.060 euros.

El Maserati Quattroporte actual, en su sexta generación, reemplazo al que inicio a comercializarse en 2004 y que posteriormente sufrió una importante actualización en 2009. También, el modelo entra dentro de lo que Maserati denomina "rampa de lanzamiento de un crecimiento estratégico e industrial sin precedentes" que llevará a la marca a tener una presencia en el mundo de 50.000 unidades anuales en el 2015.

Estéticamente, el Quattroporte, como la anterior generación, denota que es una berlina de lujo de altas prestaciones que reinterpreta las características de los clásicos Maserati en un lenguaje de diseño contemporáneo. Su estilo nace de los principios básicos del diseño de la marca del tridente, es decir, la armonía en las formas, el dinamismo de las líneas y la elegancia italiana. Más generoso en tamaño en comparación con el modelo anterior, el actual tiene un diseño que es a la vez elegante y sinuoso, diseñado para resaltar el carácter deportivo del vehículo.

Pero algunos de los elementos que caracterizaban al modelo anterior se han mantenido premeditadamente, como la parrilla delantera, las tres tomas de viento laterales o el pilar C triangular. Al mismo tiempo se han introducido nuevas características de estilo y funcionalidades: un agresivo perfil que recorre completamente el lateral del vehículo y que da al nuevo Quattroporte una apariencia a la vez fuerte y elegante, con tres ventanillas laterales y puertas sin marcos, que es novedad.

En el interior, el diseño del modelo tiene como principio la esencialidad, remarcando la sencillez de las líneas y la practicidad de los instrumentos de a bordo. Y los elementos funcionales se combinan con superficies de máxima calidad realizados con maderas nobles y pieles refinadas.

También equipa nuevos elementos y soluciones técnicas refinadas, una particular atención por los máximos retos en términos de prestaciones, confort, eficiencia y seguridad. Para ello, los ingenieros de la firma italiana han trabajado en el diseño y la ingeniería del chasis, la reducción de peso y la mejora ergonómica, para desarrollar un vehículo capaz de ajustar las diferentes configuraciones de las arquitecturas del sistema de propulsión y de transmisión y para hacer frente a las condiciones de conducción más diversas, pero manteniendo siempre la esencia de Maserati en términos del mayor confort en la conducción. El resultado es una berlina deportiva de lujo que alcanza nuevos hitos en términos de prestaciones y maniobrabilidad, de placer de conducción así como de respeto por el mundo en el que vivimos. Las mejores prestaciones de la larga historia de la berlina insignia de cuatro puertas de Maserati son igualadas, por el éxito sin precedentes en la búsqueda por un automóvil ecológico. Todo esto conseguido, por supuesto como se debe esperar de Maserati, dentro del espíritu de las más severas condiciones de seguridad activa y pasiva.

Además, el potencial comprador puede elegir con cuatro o cinco plazas. En las versiones de cuatro asientos, éstos tienen ventilación y regulación eléctrica. Y como opción, pueden acompañarse de unas pantallas en la parte trasera de los reposacabezas. También, el apoyabrazos trasero tiene una conexión USB para cargar dispositivos móviles y dos espacios para botellas o latas de bebida. Y en ambos cosos, con cuatro o cinco plazas, la banqueta trasera tiene calefacción.

En el apartado mecánico, esta animado con motores Ferrari. Los innovadores motores han sido diseñados y desarrollados por los ingenieros de Maserati y Ferrari en el corazón del valle del motor Italiano. De hecho, son producidos en la planta de Ferrari en Maranello, sinónimo de tecnología punta y pasión desde hace más de 60 años. Pasión también es la otra forma de nombrar a una generación totalmente nueva de motores que animan al Quattroporte y a los modelos que pronto le seguirán en el mercado. Y uno de ellos, el V8, es una evolución de los que ya Ferrari produce para los modelos 458 Italia, 458 Spider y California.

Como es tradicional, cada Maserati puede ser identificado instantáneamente por el sonido de su motor, y el Quattroporte Diesel, con el nuevo sistema "Maserati Active Sound", no es una excepción. Dos actuadores acústicos, instalados junto a los tubos de escape, acentúan los tonos más distintivos del motor y lo modulan con precisión según el tipo de conducción que se realice sobre el vehículo. Al encender el vehículo, en modalidad normal el sonido del motor es profundo y agradable, pero al presionar el botón sport, además de una serie de ajustes destinados en acentuar la dinámica deportiva del vehículo, también el sonido se modifica, siendo ahora más amplio y marcadamente deportivo. El resultado es, tanto para el que lo escucha desde el interior como el que lo hace desde el exterior del habitáculo, el de un sonido armónico y deportivo, ofreciendo el placer acústico reconocido internacionalmente en los propulsores de Maserati.

 

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios