elperiodigolf.madridiario.es

Motor

Nissan GT-R y GT-R Nismo, máxima emotividad

Nissan GT-R y GT-R Nismo, máxima emotividad

El GT-R sigue su curso sin descanso. Un modelo que la marca japonesa lanzó al mercado en 2008 y que desde entonces ha sido actualizado en 2011, 2012, 1013,1014, 2015 y como no podía ser de otra manera, el icónico modelo ha recibido una nueva visión pensando en el presente año. Por ello y con unas dimensiones que ahora crecen hasta alcanzar los 4,71 metros de longitud, también se ofrece con un nuevo diseño y mayor nivel de sofisticación en equipamiento e interior; así como, con mejoras en suspensiones, dirección y frenos sin comprometer en ningún momento las prestaciones. Lo que si mantiene este deportivo de cuatro plazas y tracción total con respecto a la versión anterior es el motor que lo anima, que desde 2008 sigue siendo el mismo; es decir, un seis cilindros en V sobrealimentado por dos turbocompresores de 3,8 litros, aunque ahora su potencia asciende hasta los 570 caballos.

Aunque, donde apenas sufre cambios son en sus prestaciones, con una aceleración 0-100 km/h de sólo 2,7 segundos, 315 km/h de velocidad máxima y un consumo medio de 11,8 litros cada 100 kilómetros. También la caja de cambios sigue siendo automática de doble embrague y de seis relaciones. Otra novedad que presenta el modelo es su variante más radical, el GT-R Nismo, que con una estética de competición y el mismo motor de la versión actual con 600 caballos, ahora solo incrementa su carrocería hasta los 4,69 metros de longitud. Con un precio que rondará los 110.000 euros, mientras que la variante Nismo estará cerca de los 160.000 euros, las primeras unidades no llegaran hasta el verano.

El Nissan GT-R ofrece ahora más confort de marcha, más refinamiento y un acabado superior, en el más puro espíritu de un gran GT al tiempo que proporciona unas prestaciones impresionantes y un agarre excepcional a la carretera. Sus “prestaciones multidisciplinares” significan que el conductor puede disfrutar a su volante de todas las posibilidades del GT-R en las curvas y en carreteras de montaña y, al mismo tiempo, circular tranquilamente en autopista o incluso en el tráfico urbano.

El exterior del GT-R ha sido sometido a una completa transformación en la parte frontal, al incorpora el distintivo de Nissan que caracteriza todos los nuevos modelos de la marca: la parrilla “V-motion” acabada en cromado mate. Ésta tiene un mayor tamaño para incrementar la refrigeración del motor y cuenta ahora con un nuevo diseño en el patrón de la rejilla. Y el rediseñado capó, que fluye sin interrupciones desde la parrilla delantera, se ha reforzado significativamente, contribuyendo así a la estabilidad en conducción a altas velocidades. Los nuevos spoiler y parachoques delanteros incrementan el apoyo aerodinámico del tren delantero, además de proporcionarle el aspecto de un auténtico coche de carreras de pura raza.

También la familiar forma aerodinámica del GT-R define su perfil, con los faldones laterales ahora más prominentes para mejorar el flujo de aire. Y en la zaga además ha sido extensamente modificada, manteniendo los inconfundibles y emblemáticos faros traseros. Además, en un vistazo más detallado revela mejoras en la carrocería para favorecer el flujo de aire y las entradas de ventilación laterales situadas al lado de la cuádruple salida de escape. La línea de cintura que separa la parte inferior en negro del panel de la carrocería se ha elevado, para aportar un aspecto de mayor anchura y agresividad desde la parte trasera. Estas modificaciones exteriores no sólo se traducen en un aspecto más deportivo, sino que también lo convierten en un modelo más aerodinámico, con menos resistencia y el mismo apoyo que el GT-R precedente para asegurar la estabilidad a alta velocidad.

El GT-R sigue siendo uno de los más espectaculares súper deportivos del mercado. Las nuevas ópticas delanteras aumentan el impacto visual del coche y una nueva gama de colores aumentará el atractivo de la gama. Dispone de unos nuevos faros multi LED de alta densidad que crean una luminosa distintiva y, con ello, un aspecto visual mas eficaz. Con esta especial referencia visual, la presencia del GT-R mejora, particularmente de noche o en condiciones de poca luz, cuando los nuevos faros ofrecen al conductor una mayor visibilidad.

Los nuevos faros disponen del sistema AFS (Adaptive Front lighting System) que adapta automáticamente el ángulo del haz de luz de acuerdo con la velocidad del coche. En autopista, a alta velocidad, la gestión de los faros ajustan el ángulo de los mismos para ofrecer un haz más estrecho pero muy profundo. Las cuatro unidades LED están integradas por los nuevos e intensos faros LED de largo alcance y tres LED distintos de luces cortas con lo que se consigue una iluminación muy buena de larga distancia o una iluminación muy ancha.

Entrando en el habitáculo, nos encontramos con un interior premium acorde con un deportivo de alto rendimiento de este calibre. Todo el salpicadero y el panel de instrumentos han sido renovados y recubiertos en cuero de alta calidad, elegantemente cosido con precisión Takumi. La forma del salpicadero adopta un “flujo horizontal” que genera una sensación de gran estabilidad a los ocupantes de los asientos delanteros, mientras que la línea que va del panel de instrumentos a la consola central ofrece un entorno totalmente orientado al conductor.

El diseño central del salpicadero también se ha mejorado y simplificado. Los controles integrados de navegación y audio han permitido reducir el número de mandos, que de los 27 del modelo anterior pasan a sólo 11 en el nuevo modelo. La gran pantalla táctil de 8 pulgadas, al igual que los controles de la pantalla situados en la consola central de fibra de carbono, incluyen iconos grandes que facilitan su uso. Mientras que las levas de cambio han sido resituadas en el nuevo volante para permitir al conductor cambiar de marcha a mitad de giro sin tener que quitar las manos del volante. Éstas, junto con los controles de ventilación, tienen un tacto y un sonido mejorados al activarse o ajustarse. También, el volante está forrado en cuero para mejorar su tacto mientras que los asientos, tapizados en parte en cuero anilina se embellecen con algunas costuras, dando al ambiente y al coche un aspecto de GT genuino diseñado para largos viajes en primera clase.

Por otro lado y para alcanzar sus ambiciosos objetivos de rigidez para una conducción a alta velocidad manteniendo un elevado confort, Nissan ha mejorado el nivel de precisión en la construcción de los elementos de la carrocería y ha empleado avanzados métodos de construcción para crear el nuevo GT-R. Cada pieza está realizada en materiales seleccionados para unas prestaciones óptimas con una gran precisión en la construcción y una carrocería multi-material híbrida que combina acero, fibra de carbono y aluminio para conseguir más rigidez y rebajar el peso.

Además y gracias a esta rigidez en la construcción de la carrocería, se garantiza la precisión de la suspensión y se mejora el refinamiento lo que da, como resultado, un mayor confort en el habitáculo incluso a alta velocidad y en curvas rápidas. También y gracias a una insonorización optimizada y al trabajo a nivel acústico, los ocupantes podrán disfrutar de un sonido deportivo incluso a alta velocidad. Y como opción se ofrece un alerón trasero situado en la tapa, lo que proporciona un ahorro de peso notable al reducirse a la mitad comparada con una tapa convencional.

La suspensión se ha puesto a punto para reducir la inclinación de la carrocería entre las cuatro ruedas, lo que proporciona más estabilidad y un agarre más consistente. Y se ha conseguido un contacto más constante de las ruedas sobre el asfalto mediante el control electrónico de las válvulas de los amortiguadores así como con la modificación de la dureza de la barra estabilizadora delantera y la sustitución de los anclajes. La puesta a punto de estos elementos, que mejoran el uso del recorrido de la suspensión y mejoran la capacidad de agarre ofrecen una respuesta al volante más neutra, una conducción más serena y una mayor capacidad de tracción en carreteras con el firme degradado.

Con las vibraciones y el ruido reducidos se asegura una conducción confortable y relajada. Además, mejora la estabilidad lineal en recta con la necesidad de realizar menos correcciones con la dirección y el mantenimiento de la trayectoria cuando se conduce en autopista. También el nuevo GT-R dispone ahora de serie de las cubiertas Dunlop SP Sport Maxx GT 600 DSST CTT, para un agarre increíble y una mejor respuesta a la dirección en todas las condiciones gracias a unos flancos más duros que reducen la deformación y mejoran la respuesta de la dirección y evitan la deformación de la rueda en las maniobras de apoyo fuerte en curva mejorando con ello el uso de la dirección en estas circunstancias. Los delanteros tienen unas dimensiones de: 255/40ZRF 20 (97Y) y los traseros son unos 285/35ZRF 20 (100Y)

Los frenos también se han retocado para conseguir una frenada más firme, más lineal y con mejor respuesta a velocidades normales, con lo que los frenos son ahora más suaves y más intuitivos y generan más confianza, en particular sobre mojado. Mientras que la dirección también se ha afinado para reducir el esfuerzo necesario para las maniobras en ciudad sin que ello suponga que pierda un ápice de su excepcional feedback en la conducción a alta velocidad. La combinación de la retocada suspensión con el buen tacto de conducción ofrece una excepcional confianza a alta velocidad.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios