elperiodigolf.madridiario.es

Opinión

Semana Grande

martes 12 de junio de 2018, 12:01h

Ya estamos en semana de Grande, del U. S. Open para más señas, y no veo el momento de atornillarme al sofá para no perderme ni un golpe de los que ofrezcan por televisión. Será digno de ver el partido en el que se juntan, jueves y viernes, los tres españoles. García, Rahm y Cabrera Bello salen juntos en el segundo partido de la tarde por el “tee” del uno, y aunque esto sea mucho avanzar, suele ocurrir que el viento se dispara más después de comer, por lo que jugar el primer día por la tarde puede tener de malo que las condiciones sean peores.

Por la misma razón, ya sé que muy discutible, el viernes se juega por la mañana, y salvo retorcidas jugarretas del destino, estarán en mejores condiciones el día en que se juega el pase a las dos últimas jornadas, el corte, que es más importante que la sensación de terminar bien o mal la primera ronda. No sé cómo les irá a los nuestros en Shinnecock Hills, espero que alguno se lleve la copa, pero lo que es seguro es que vamos a disfrutar de uno de los torneos más importantes y más difíciles del año. Es tradicional que las condiciones de juego y el campo elegido y preparado para este evento sean duros, la USGA se encarga de ello, y aunque hay ocasiones en que te hace sufrir ver a los profesionales pasarlas canutas, también es verdad que la competitividad aumenta y el interés está asegurado. En los Abiertos de los Estados Unidos jugados aquí en los Siglos XX y XXI, ganó Raymond Floyd en 1986, Corey Pavin en 1995 y Retief Goosen en 2004, y siempre con un margen de dos golpes.

Además del partido español ya mencionado hay grandes emparejamientos como por ejemplo, Bubba Watson, Jason Day y Brooks Koepka, Rory McIlroy, Jordan Spieth y Phil Mickelson, Lucas Glover, Webb Simpson y Graeme McDowell o, por último, Justin Thomas, Dustin Johnson y Tiger Woods.

Por cierto, revisando la lista de ganadores de este Grande he visto que, en 1936, ganó Tony Manero, el mismo nombre que el protagonista de “Fiebre del sábado noche”. Afortunadamente no celebró su victoria con un baile a lo Travolta ni llevaba traje blanco sin corbata y con el cuello de la camisa por fuera de la chaqueta. En fin, batallitas aparte, esperemos que los nuestros tengan una buena semana y disfrutemos del U. S. Open como merece.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Elperiodigolf

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.