Creo recordar que desde hace más de una década el debate sobre los putters largos está sobre la mesa. Una discusión que se hizo aún ma" />
elperiodigolf.madridiario.es
La escoba o la fregona

La escoba o la fregona

Por José Javier Serrano
jueves 30 de agosto de 2012, 00:00h
Creo recordar que desde hace más de una década el debate sobre los putters largos está sobre la mesa. Una discusión que se hizo aún mayor cuando el gran Bernhard Langer empezó a utilizar un artilugio llamado “putt escoba” hace ya algunos años.

Pues bien, ahora parece que se quieren eliminar porque hay algún jugador del circuito –tanto en Europa como en Estados Unidos- que enchufa más que antes y lo que realmente parece es que los rectores del golf mundial –tanto los de la USGA como los del R&A- no quieren que un deporte que ya de por sí es muy complicado pueda suavizarse en algunos de sus aspectos, sobre todo en el green, que es donde se gana verdaderamente el dinero.

 

De verdad que no entiendo al sudafricano Ernie Els cuando irónicamente da las gracias por poder -como él mismo dice- hacer trampas al poder utilizar su Belly Putter. Si realmente fuera así, ¿porqué no lo utilizan el resto de jugadores? ¿Acaso pensó el australiano Adam Scott en los últimos hoyos del Open Championship  jugado hace unos meses que estaba haciendo trampas y por eso falló ese putt del 16? No creo que, realmente, las bolas entren solas en el hoyo por utilizar el Belly o el escoba.

 

Desde hace unos meses y ante los buenos resultados de algunos jugadores que han ganado hasta Majors jugando con estos putts largos, se discute si este tipo de palos se prohíbe directamente o si bien se varían en su concepto original y se dejan jugar sin tener un punto de apoyo sobre el cuerpo.

 

Yo imagino que para los amateurs tardará en llegar la prohibición o normativa, como pasó con las estrías de los wedges, pero no me quiero imaginar, cuando suceda, lo que puede pasar en un torneo cualquiera de jugadores amateurs en donde haya participantes con el putt escoba.

 

¿Cómo voy a ser capaz de identificar si ese jugador apoya el palo sobre su cuerpo a la hora de patear o si solo le roza el polo o el corta vientos?  Si, finalmente, la decisión se centra sobre los apoyos, rogaría a todos los profesionales de las Federaciones y a los árbitros correspondientes que nos den alguna guía de cómo atajar los posibles problemas con nuestros jugadores, porque seguro que ninguno de ellos apoyará el palo, pero siempre vendrá alguien a decirte que lo está haciendo. De todas formas, al final la decisión se producirá sin tener en cuenta lo que opinan los amateurs y sólo se sopesarán las opiniones de los pros en sus torneos.

 

Como imaginaréis, yo juego con un putt escoba y eso que les dije un día a mis amigos, de que utilizar ese tipo de putts era de viejos y que nunca lo utilizaría, quedó en el olvido. Llevo tres meses utilizándolo y ahora, he de confesarlo, meto alguno de metro y medio que antes fallaba habitualmente. ¡¡Por Dios, que no me lo quiten!!   

 

Yo recomiendo, tal y como me ha dicho mi mujer, que aproveche esta circunstancia y que empiece a practicar con la fregona de casa, que al parecer no hace falta apoyarla sobre el cuerpo.  Y mira que es complicado darle a la bola con el mocho de la fregona.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios