elperiodigolf.madridiario.es

Opinión

¿Sufrirá la Solheim con la Ryder en 2021?

miércoles 08 de julio de 2020, 20:22h

Nunca llueve a gusto de todos. Si el aplazamiento de la Ryder Cup al próximo otoño supone un año más de sosiego para la candidatura italiana y un quebradero de cabeza menos para el equipo americano de la President Cup, la Solheim Cup, la gran olvidada en todo este lío, pasa a ser la nueva incógnita de la ecuación.

La gran olvidada porque salvo al comisionado del LPGA Tour, que alzó la voz para dejar claras sus intenciones de no mover el torneo de fechas, mientras se deshojaba la margarita para saber en que año se iba a jugar la siguiente edición del torneo de Samuel Ryder, nadie se preocupó de como iba a quedar el choque femenino si la Ryder mantenía la tradición del mes de septiembre.

Es verdad que habrá casi un mes de diferencia entre los dos eventos, que ni siquiera se jugará en el mismo estado y que, a priori, solo comparten un patrocinador, pero puestos a decidir a cuál de los dos torneos se viaja, me da la sensación de que la balanza se va a inclinar a favor de los chicos y eso dejaría una Solheim Cup algo desangelada.

Lo que está claro es que, si la Ryder no debe jugarse sin público, y así lo certifica la decisión de posponer la cita durante un año, las mentes pensantes del Ladies European Tour y del LPGA Tour deberían estar ya trabajando para evitar que la taquilla del Iverness Club flojee durante la defensa europea del título.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios