18 de septiembre de 2020, 12:40:42
Opinión

Opinión


Tristeza en una semana especial

Por Guillermo Salmerón

Siempre que se juega la Ryder Cup el golf florece como si se tratara del mejor día de la primavera. Americanos y europeos han conseguido situar a esta competición de apenas tres días como uno de los eventos más importantes del mundo del deporte. Sin embargo, esta semana la Ryder que comienza este viernes estará de luto riguroso. Se ha ido Arnold Palmer uno de sus grandes valedores.


“Arnie”, el gran Arnold Palmer, se ha ido dejando al golf huérfano de una de sus mejores leyendas. Ganador de siete Majors a lo largo de su carrera y sesenta y dos torneos en la PGA, este estadounidense que le dio al golf una visión mucho más comercial de este deporte fue también uno de los grandes impulsores y valedores de la Ryder Cup, donde jugó seis veces con un balance de seis victorias y ninguna derrota y ejerciendo de capitán en dos ocasiones, una en 1963, compaginando las labores de jugador-capitán, y la segunda en 1975, ya solo como capitán del equipo.

Seguro que esta semana en Hazeltine, la Ryder Cup rendirá un merecido homenaje a un hombre que, además de ser uno de los más grandes golfistas de la historia, fue un filántropo único. Sus acciones solidarias, su ayuda a los más necesitados y su apoyo económico con millones de dólares a proyectos médicos destinados a ayudar a los más desfavorecidos le convirtieron en uno de los personajes más admirados del mundo.

Hoy cuando ya no está, será más recordado que nunca y su imagen quedará en nuestro recuerdo para siempre, más por ser una excelente persona que por haber sido uno de los mejores jugadores del mundo.

Elperiodigolf.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  elperiodigolf.madridiario.es